No todos tenemos un veterinario a mano o una clínica casera para todo tipo de situaciones que lo requieren, pero lo que sí podemos es aprender unas pautas sencillitas de manejo de agapornis enfermos y primeros cuidados e intervenciones. Insisto en que son unas pautas de intervención PRIMARIA y en ningún caso deben sustituir al veterinario en caso de que así lo necesitara el animal.

Es importante que la manipulación de cualquier animal enfermo sea cautelosa y rápida, pero cuando hablamos de aves, más especialmente. Un ave muy enferma puede morir a causa del estrés que le genera cogerlo, a veces, sin que hubiera necesidad de ello.

Cuando tenemos un agapornis con principios de enfermedad: embolamiento, hinchazón, poca actividad y adormilamiento, heridas visibles, etc.

Lo primero que debemos hacer, es no hacer nada. Es decir, NO MANIPULAR al agapornis por lo que ya hemos citado. Una vez detectado el estado del animal lo que debemos hacer es (en este caso si estuviera en colonia sí habría que hacer rápidamente la maniobra y dejarlo tranquilo) AISLARLO en un entorno cálido y tranquilo, por ejemplo, en un recipiente transparente donde podamos vigilarle, a este recipiente le acoplaríamos una percha donde pueda descansar reposado, una jaula pequeña con una manta que tape 3 de sus lados, etc.

Lo siguiente es aportar una FUENTE DE CALOR, las aves tienen un metabolismo muy rápido dada la alta temperatura de su sangre y de su entorno, el calor siempre beneficiará el normal funcionamiento del pájaro, ayudará a la estabilización y ellos ahorrarán energía.

Mientras, podemos OBSERVAR sin molestar el estado de consciencia del agapornis, su respiración, sus heces, etc. También intentar predecir o explicar alguna de las causas, que luego ayudarán al veterinario si es preciso, a elegir el tratamiento adecuado. Debemos prestar atención a su alojamiento, compañeros, peso, alimento que hay tirado en la jaula y heces. Con estas dos últimas, podremos obtener bastante información bien nosotros o el veterinario. Aprovecho para decir que cuando se va al veterinario no hay que llevar la jaula impecable, hay que dejar el fondo intacto aunque sea del día anterior, para que pueda extraer muestras y demás.

Mientras tengamos un ave "hospitalizada" en casa, es imprescindible la tranquilidad y la higiene. Vigilar que el water y los comederos o bebederos no coincidan, mantener limpio el fondo diariamente, etc. Además, siempre que vayamos a manipularle o hacer algún cambio en su entorno, deberemos tenerlo todo previsto y no andar "de aquí para allá" y con olvidos y vuelta a marear al enfermo. PREVISIÓN de materiales y cosas que vamos a disponer antes de moverle: jaula ya preparada con todo dentro y puesta en un sitio tranquilo, calor, etc.

En un extremo, si sospecháramos o supiéramos de clamidiosis, siempre de obligada visita al veterinario, una de las primeras pautas a llevar a cabo es humedecer ligeramente el fondo de la jaula o del lugar donde esté el ave por la siguiente razón: esta enfermedad se transmite de manera aerógena, por el aire, y las aves infectadas (sintomáticas o no) eliminan las clamidias en las deyecciones (heces y orina) y cuando éstas se secan, se hacen polvo y se diseminan por el aire.

Estos primeros auxilios o pautas de tener al ave en tratamiento pero en casa, no son excluyentes del veterinario. La no manipulación, la fuente de calor, la higiene y el aislamiento, son la base de una intervención desde casa. Sin ella, la mayor parte de las veces, nuestra ave no llegaría al veterinario con vida.

Modelo de cajita de hospitalización, para agapornis, forpus, periquitos o ninfas. (Adecuar caja según tamaño)

Cajita hospitalizacion

[Clica en la imagen para agrandarla]

Cajita hospitalizacion y percha

[Clica en la imagen para agrandarla]

Colocación percha

[Clica en la imagen para agrandarla]

Se puede poner una banda de esparadrapo para fijar la percha al suelo.

Acomodamiento cajita agapornis

[Clica en la imagen para agrandarla]

Se cubre con servilletas que cambiaremos con regularidad, pero sin molestar en exceso al ave.

Hospitalización primaria agapornis 1

[Clica en la imagen para agrandarla]

Hospitalización primaria agapornis 2

[Clica en la imagen para agrandarla]

Hospitalización primaria agapornis 3

[Clica en la imagen para agrandarla]

De esta manera ofrecemos dos alturas.

Aireación cajita

[Clica en la imagen para agrandarla]

Con esta manera de tapar la caja evitamos que la tire y que haya ventilación.

Así podríamos mantener vigilada y protegida a nuestra ave, añadiendo:

  • CALOR: con la manta eléctrica por debajo, siempre separada de la caja con cartón o algún periódico.
  • ALIMENTACIÓN Y AGUA: de vez en cuando, dependiendo del caso podremos meter en la cajita panizo y una tarrina con agua. Este aspecto se modificará en función de la situación, en ocasiones podremos tener agua y comida de continuo dentro de la caja.

 

Prohibida la copia total o parcial sin el consentimiento expreso del autor del artículo