Jaulas y complementos para agapornis

Es de gran importancia tener en cuenta varios factores a la hora de elegir una jaula, de ello depende la felicidad y calidad de vida de nuestros agapornis.

Antes de adquirir una debemos fijarnos en lo siguiente:

También veremos en este artículo la limpieza de la jaula, su situación y, sus complementos como:

El tamaño:

Esto es tan sencillo como “cuanto más grande mejor”. Para una pareja una buena medida sería de 1m. de largo, 0,5 m. de ancho y 0,5 m de alto. Realmente estas medidas se pueden recomendar para aves que no salen nunca de la jaula. Las aves que tenemos en pisos, debido al problema que se tiene de espacio pueden vivir perfectamente en jaulas de 0,50 m de ancho x 0,47 m x 0,47m.
Siempre hay que tener en cuenta que dentro de ella colocaremos, perchas, comederos, juguetes etc…, por lo cual con el tiempo siempre se quedan pequeñas y entonces hay que realizar otra inversión guardando la primera como “jaula hospital”. Nunca dejarnos engañar cuando intentan vendernos una jaula pequeña, eso esta bien para otro tipo de pájaro pero no para un agapornis.

Jaula agapornis 1

[Clica en la imagen para agrandarla]

Mide 37 ancho x 57 largo x 67 alto y el pie 73 de alto con las ruedas

Jaula Trio

[Clica en la imagen para agrandarla]

Jaula trio de medidas 52 X 55.88 X 170.18 cm.

La altura:

Es conveniente que siempre sea más larga que alta ya que los vuelos suelen ser en sentido horizontal.
En cualquier caso la altura siempre nos daría la opción de colgar accesorios, pero siempre hay que tener en cuenta que la base sea más grande que la altura.

La forma:

  • Jaula redonda: es una jaula que les provoca inseguridad ya que no tienen un punto de referencia donde ellos puedan sentirse tranquilos. Todos los puntos de la jaula son iguales lo que les provoca estrés y posiblemente sea esto foco de otras enfermedades. No les permite trepar y son aves que les gusta mucho hacerlo. No son buenas para la cría, pues al ser redondas el nido no tiene ningún punto de apoyo.
  • Jaula rectangular: es la jaula más indicada. Esta debería ser lo más grande posible y en la medida de lo posible la estructura rectangular, sin ningún tipo de buhardilla ni similar.

    Jaula rectangular agapornis

    [Clica en la imagen para agrandarla]

    Pequeña de tamaño (50,5cm, 28cm y 37cm), sin rejilla pero rectangular y barrotes mixtos.

  • Jaula en forma de casita: Estas jaulas y en especial las que están realizadas en plástico, no son nada adecuadas, esto es debido a la habilidad de estas aves para trepar. La parte correspondiente al plástico se inutiliza, aún así aunque esta zona fuese de barrotes tampoco se podrían poner bien los juguetes colgantes.

    Jaula forma casita agapornis

    [Clica en la imagen para agrandarla]

    Jaula forma casita agapornis 2

    [Clica en la imagen para agrandarla]

    Jaula con forma de casita, barrotes horizontales y pequeña (45cm de largo, 25cm de ancho y 45cm de alto)

La posición de los barrotes:

Los barrotes deben ser en sentido horizontal, o al menos dos de los lados de la jaula para permitir que trepen agarrándose con patas y pico.
La distancia entre barrotes nunca más de 1,5 cm. para evitar que puedan intentar meter la cabeza entre ellos y morir por asfixia o inanición.

Jaula barrotes mixtos para agapornis

[Clica en la imagen para agrandarla]

Jaula con barrotes mixtos, pero muy alta, poco ancha (40cm de largo, 28 de ancho, 60cm de alto) y sin ser óptima para la limpieza (sin rejilla extraible ni bandeja). Techo redondeado con lo cual no se aprovecha totalmente el espacio.

Las puertas:

Más de una puerta, mínimo dos.
La primera puerta para administrarles alimentos y agua y la otra para poder poner en el futuro un nido exterior (que no quitará espacio dentro de la jaula y desde el cual se podrán controlar a las crías sin molestar a los padres en el caso de reproducirse). Tener especial cuidado en que el cierre sea seguro pues aprenden a abrir tanto las puertas que ascienden como las de pestaña. Se pueden usar para asegurarlas pestillos ó mosquetones. Con los candados podemos arriesgarnos a perder la llave.

Los comederos:

Esto es sobre gustos, los de acero inoxidable son de fácil limpieza pero ocupan espacio dentro de la jaula.
Los comederos externos de pestaña en plástico, terminan sabiendo sacarlos de su sitio dando la opción a una posible escapada.

Comedero metalico

[Clica en la imagen para agrandarla]

Rejilla inferior:

Sobre este tema hay grandes discrepancias.
Siempre la limpieza de una jaula sin rejilla inferior es mucho más sencilla, pero los agapornis tienen total acceso a picotear restos de comida que puedan estar contaminados pon sus heces.

 

LIMPIEZA, ACCESORIOS Y SITUACIÓN

Limpieza:

La impecable limpieza en la jaula es de gran importancia para evitar futuras enfermedades que se producen en muchas ocasiones por la escasa higiene de la misma.

Mínimo una vez a la semana desinfectar completamente, es decir, barrotes, suelo, juguetes, perchas.... con un estropajo y bayeta (comprados para este menester), agua templada y lejía diluida. Enjuagar después muy bien para evitar los restos y secar minuciosamente (esto último evitará la excesiva humedad, que produce enfermedades y el hecho de que los hongos se reproduzcan a sus anchas).

Tipos de material para el fondo de jaula:

Para el fondo de jaula se puede utilizar: papel de cocina, tierra especial para aves, maíz triturado y cualquier papel absorbente que no esté tintado.
Nunca utilizar tierra para gatos pues debido a su gran poder de absorción podrían ingerirlas y secarles el buche por completo. No utilizar ningún tipo de papel perfumado ni tierra no específica para ellos.

Tierra para fondo jaula

[Clica en la imagen para agrandarla]

Tierra para fondo de jaula.

Maiz triturado 1

[Clica en la imagen para agrandarla]

Maiz triturado 2

[Clica en la imagen para agrandarla]

Bolsas de maiz triturado

Base maiz triturado y papel

[Clica en la imagen para agrandarla]

Base jaula con maiz triturado y cubierto con papel de cocina.

Base maiz triturado

[Clica en la imagen para agrandarla]

Base jaula con maiz triturado.

Tipos de perchas:

  • Perchas limauñas: Son irregulares y rasposas por lo que nuestros agapornis pueden ejercitar perfectamente sus articulaciones, además permiten el afilamiento de uñas y pico y se pueden colocar en vertical y en horizontal. Son de larga duración.

    Percha limauñas

    [Clica en la imagen para agrandarla]

    De venta en tiendas especializadas.

  • Perchas de ramas naturales: Actualmente en el mercado hay una gran variedad para comprar.
    Se pueden hacer de fabricación casera, en uno de los artículos del Cosas de Agapornis podemos comprobar los tipos de árboles que no son perjudiciales para nuestras aves, pues todos conocemos su afán por mordisquearlo todo. Eso sí, antes de introducirlas en la jaula debemos lavarlas y desinfectarlas minuciosamente.
    Terminan rompiéndolas por lo que cada cierto tiempo hay que sustituirlas.

    Percha rama natural

    [Clica en la imagen para agrandarla]

    Percha de venta en tiendas especializadas.

  • Perchas de plástico: Son las que habitualmente vienen incluidas en la compra de cualquier jaula. Son totalmente regulares, con lo cual no ejercitan sus patas y con ellas no pueden limarse ni uñas ni pico.
    Son de larga duración.

Bebederos:

Los habituales tienen el inconveniente de la rapidez con que se ensucia el agua.
Siempre podemos situar un segundo especialmente diseñado para hamsters para que aprendan a beber de él y cuando se observe que lo realizan con normalidad retirar el primero.

Bebedero hamster

[Clica en la imagen para agrandarla]

Bebedero especial para hamsters.

Juguetes:

Uno de nuestros mayores errores es llenar la jaula con múltiples juguetes, pues le quitamos espacio a nuestras aves para moverse a sus anchas. Es preferible ponerles menos e ir cambiándoselos. Son animales muy curiosos y un juguete nuevo les atrae a la larga su atención, si cuando “se cansan” de él lo sustituimos por otro y retiramos el primero, volveremos a conseguir estimularlo y pasado algún tiempo repetimos la operación pero volviendo a introducir el antiguo lo volverá a aceptar como si fuese nuevo.
Si nos acercamos a una tienda podremos observar las distintas variedades que existen en el mercado especialmente diseñados para ellos (acrílicos, de madera, columpios, campanas, cuerdas, escaleras).
Podemos utilizar los caseros cómo grandes botones, tapones de corcho, anillas y tubos de plástico, palillos de dientes, rollos de cartón, trozos de madera, saquitos...
Los espejos no son recomendables ya que esta demostrado que psicológicamente no les son beneficiosos.

Agapornis en un espejo

[Clica en la imagen para agrandarla]

Agapornis en un espejo, se retiró pues no se separaba de él.

Juguete casero 1

[Clica en la imagen para agrandarla]

Juguete casero 2

[Clica en la imagen para agrandarla]

Juguete casero 3

[Clica en la imagen para agrandarla]

Juguetes fabricación casera.

Situación de la jaula:

Nunca cerca de puertas o ventanas que puedan dejar pasar corrientes de aire. Mejor en un rincón que les permita tener dos partes de la jaula pegadas a la pared para darles seguridad y bienestar.
Poner la jaula es lugares libres de humos y no usar productos de limpieza ni ambientadores cerca de nuestras aves.

Los nidos como juguete:

Muchas personas ponen los nidos como un accesorio más dentro de la jaula para resguardar al loro del frío, o bien solamente para verlos entrar y salir. Muchas veces por el hecho de ponerlo estamos incitando al pornis (si es hembra) al celo, poniendo desesperadamente huevos y produciendo su desgaste. En otras ocasiones si tenemos dos miembros dentro de la jaula puede incitarlos a pelearse entre ellos por dominar ese territorio. Por lo que solamente se recomiendan los nidos en el caso en que se quiera criar.

 

Prohibida la copia total o parcial sin el consentimiento expreso del autor del artículo

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto